La importancia de la oficina como espacio de trabajo

oficina de trabajo

Hoy en día, existen oficinas  en las que tras unas horas nos empieza a doler la cabeza y otras que nunca querríamos tener que abandonar. Además, existen oficinas que no pasarían una inspección de sanidad y oficinas que casi parecen más un parque temático en el que no se va a trabajar.

Según el estudio llevado a cabo por la American Society of Interior Designers y que se recoge en The Next Web, el 31% de los trabajadores que se sienten cómodos en su espacio de trabajo, están más satisfechos con su propia experiencia laboral, son más productivos y más felices.

1. Espacios de trabajo basados en actividades

Una oficina tiene que estar íntimamente relacionada con el trabajo y las actividades que se realizan en su interior. Los empleados pueden hacer llamadas personales, salas que favorecen la socialización y el contacto entre los distintos equipos y lugares que permiten que el empleado pueda desconectar durante unos minutos (terrazas, jardines).

2. Mesas de trabajo a nuestra medida

Cada vez más empresas optan por ofrecer no sólo sillas, sino mesas que son ajustables en altura, inclinación, etc. Y es que la ergonomía se ha convertido en una de las prioridades para las empresas que quieren bajar las tasas de absentismo laboral.

3. Materiales poco convenciones

Una oficina que llama la atención es una oficina con personalidad. Y a veces conseguir esa personalidad distintiva, pasa por algo tan sencillo como por apostar por otro tipo de materiales.

4. Optimizar el ambiente

En este caso, un espacio abierto, con paredes blanca y grandes mesas puede ser lo idea para un equipo creativo, un equipo de ingenieros o de programadores puede preferir en un espacio más aislado en el que poder refugiarse con su música y sin distracciones.

5. Una oficina para atraer el talento

Una oficina creativa, bien diseñada, siempre ha sido una de las armas que han utilizado agencias de publicidad y de diseño para atraer y retener talento profesional.

6. Cambia de sitio

Si cada cuatrimestre o un par de veces al año se cambia al personal de sitio, se fomenta la creatividad. Se ponen en contacto personas que apenas solían hablar, surgen nuevas ideas y se crea durante unas semanas un ambiente de novedad que impulsa la productividad.

7. Investigar

Una oficina que funciona en este terreno no sólo es la que ofrece lo que quieren los empleados, sino lo que está demostrado que funciona. A veces tener sillas ergonómicas va a ser mucho más importante para el empleado que ofrecer un una mesa de ping-pong.

Por ejemplo en el siguiente vídeo podemos ver como se trabaja en Google y las ventajas que tienen los trabajadores.

Por lo general, son muchas las empresas que les dan mucha importancia a sus oficinas, ya que es ahí donde trabajan y tiene a su cargo empleados, que mientras mejor estén su productividad aumentará considerablemente. Si tu oficina esta como aquellas ¿Realmente necesitas darle un cambio inmediato?

Fuente: MuyPymes

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion