5 claves para evitar que la tecnología arruine su vida

estres-tecnologico

La tecnología ha inundado nuestras vidas como nunca antes había sucedido. Hoy, ya es costumbre, que estemos más pendientes de nuestro Smartphone que de lo que conversan nuestros abuelos, padres o hijos. Sin embargo, no solo el lado sentimental se ha visto seriamente afectado por el ingreso de nuevas tecnologías a nuestro hogar. También el lado económico se ha visto perjudicado, ya que cada vez gastamos más y más ante cada nuevo aparato tecnológico que aparece en la publicidad mediática. ¿Qué hacer contra ello?

  1. Aparte los aparatos tecnológicos de las zonas de encuentro común de la familia, tales como la sala o el comedor. Hay que valorar el escaso tiempo que pasamos con nuestros seres queridos. Un televisor de última generación, un Blue Ray y los dispositivos electrónicos de red inalámbrica solo crean una menor compenetración entre los miembros de la familia.
  2. Parte del estrés del que padecemos hoy en día, es por nuestro excesivo apego a la tecnología. Constantemente buscamos en nuestro Blackberry o el Smartphone, la última actualización de un amigo, un compañero de trabajo, o algún conocido, o estamos en espera de ese correo que nos permita cerrar un negocio. Reduzca el estrés y lleve una vida más simple: mientras menos conectado esté, mejor.
  3. No adquiera los aparatos de última tecnología o los que acaban de salir al mercado. No solo son caros, sino también tienen más fallas que cualquier otro modelo análogo. Cuando salió la televisión HD, muchos usuarios se quejaron de los continuos desperfectos que estos aparatos tenían. Con el paso de los años, las nuevas versiones de televisores HD han ido reduciendo esas fallas.
  4. La adicción a los celulares ha ido creciendo cada vez más, hasta volverse un caso clínico en algunos países del Primer Mundo. ¿Está seguro que va a utilizar todas las funciones de ese celular tan caro que ha visto en la tienda? Si no está seguro, mejor adquiera uno más barato, pero que cumpla satisfactoriamente con sus requerimientos.
  5. Si va a usar Internet, un celular o teléfono casero, averigüe las opciones más rentables para su economía. Puede adquirir un dúo, un trío, un servicio parcial de Internet, etc. Haga uso de la tecnología, y no deje que la tecnología lo consuma.

Vía: “Finanzas personales” por Eric Tyson

Artículos Relacionados

comments

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion