¿Adicto al smartphone? ¡Puedes tener este problema mental!

adiccion al smartphone

Muchas personas bromean sobre si son “adictos” al smartphone, pero un estudio sugiere que la dicha adicción puede acarrear problemas mentales que comprometen seriamente el comportamiento en su entorno laboral y familiar.

En efecto; un experto de la Universitat Oberta de Catalunya, Manuel Armayones (subdirector académico de los Estudios de Psicología y Ciencias de la Educación) ha revelado los principales fenómenos negativos que ha traído consigo la irrupción de la telefonía inteligente, así como los mecanismos para superar dichos problemas mentales.

1. Nomofobia

Es la fobia a no tener el móvil a mano. Por ello es que vemos a gente que lo lleva al baño, lo lleva en la ropa por casa mientras hace limpieza o lo tiene en la cocina por si le llaman. La nomofobia se manifiesta en dos variantes: la fobia a no tener el móvil cerca y el miedo a que se acabe la batería antes de llegar a casa; en esta segunda también se incluiría no tener cobertura. Una de las soluciones para evitarlo es exponerse a situaciones en que no se lleve el móvil encima, como por ejemplo ir a comprar, llevarlo sin batería o apagar el móvil por la noche.

Te puede interesar: 6 signos que te harán saber si eres adicto a internet

2. FoMO

El FoMO (fear of missing out) es el miedo a perdernos algo de lo que está pasando en las redes sociales relacionado con las personas a las cuales se sigue. La persona tiene la necesidad, casi compulsiva, de entrar continuamente en páginas como Instagram o Facebook.

Según los estudios, esta patología, es más frecuente en adolescentes y jóvenes y, sobre todo, entre los hombres. ¿Cómo se puede evitar? Armayones recuerda que son los usuarios de las redes sociales los que tienen su control, o al menos, mucho más de lo que se piensan. “Somos nosotros los que compartimos nuestra vida personal y por lo tanto dejando de hacerlo se acabaría el problema”, explica.

[pullquote]La Nomofobia es la fobia a no tener el móvil a mano.[/pullquote]

3. Vibración fantasma

La vibración fantasma, también conocida como llamada fantasma, es la sensación de que el móvil vibra o suena cuando en realidad no lo hace. Esta hipervigilancia continua puede generar ansiedad o desgaste emocional. Si lo que les  preocupa es la llamada fantasma, la solución más sencilla es apagar el móvil.

4. Mente errática

Este fenómeno consiste en saltar de web a web, pasar de un contenido a otro con los hipervínculos para encontrar la mejor información, la mejor oferta, el mejor producto; en fin, produce una insatisfacción crónica porque la persona se pasa la vida buscando siempre algo mejor. Para evitar esta patología es controlar el tiempo que se dedica a buscar información y anotar lo que se encuentra en una libreta para ser conscientes de si avanza o no la recogida de información. Otra es descargar y guardar los documentos más interesantes en el ordenador, apagar el router y leer las webs descargadas.

Vía: ticbeat.com
Foto:proexpansion.com

Lee también: CURSOS DE DESARROLLO PERSONAL