5 tips para evitar el fraude electrónico en tu empresa

Los intentos de fraude vía Internet no son nada nuevo, sin embargo, se han incrementado de manera significativa en los últimos tiempos.

fraude-online

Si se ha escuchado aquella frase  que“la mejor defensa es el ataque”, la analogía resulta ser cierta tanto en el campo de fútbol como en el mundo de la prevención del fraude online.

Muchos casos ejemplifican la situación de diversas empresas que se apresuran al implementar un sistema básico de protección de fraude solamente por cumplir regulaciones o, incluso peor, como respuesta ante un ataque o brecha.

Suscríbete a nuestro boletín informativo


Lo cierto es que si no se toman las decisiones con respecto a la protección anti-fraude podrían tener grandes efectos negativos en el núcleo de una compañía.  Los cibercriminales no son estúpidos, tienen como meta final robar la mayor cantidad de dinero con el mínimo esfuerzo.

Al igual que un ladrón que prefiere asaltar hogares con puertas sin cerrojo, los cibercriminales optan por apuntar sus miras a sistemas débiles. Las compañías que tienen vacíos en sus sistemas de prevención del fraude se vuelven blancos más grandes para los atacantes.

Así que se necesita implementar una exitosa estrategia de prevención de fraude requiere un gran conocimiento del actual y futuro entorno de fraude, al igual que tiempo y dinero para diseñar una estrategia efectiva que aborde las necesidades únicas de la organización.

1. Adoptar un enfoque multinivel para combatir fraude

Se debe entender que no existe una solución “mágica” para detener todo tipo de ataques cibernéticos. Por ello se deben proteger todos los canales porque los cibercriminales con seguridad tratarán de abusar de todos y cada uno.

Te puede interesar: 5 consejos para evitar el fraude online

2. Tener en cuenta las necesidades y limitaciones de cada departamento

Esto debe darse al momento de desarrollar una estrategia de prevención de fraude. El fraude impacta a una mpresa por completo, así que deben emplearse estrategias que protejan cada departamento de manera única.

3. Implementar un servicio de monitoreo diligente y proactivo

Esto ayudará rápidamente a detectar y remover amenazas antes de que los usuarios finales lleguen siquiera a saber que algo está ocurriendo. Es difícil proteger contra lo desconocido, por lo tanto, hay que monitorear amenazas e incrementar la visibilidad de todo el espectro de posibles ataques debe ser uno de los pilares de cualquier estrategia de protección contra fraude.

4. No olvidar a los clientes

Hay que darles una experiencia sin inconveniente pero segura. Al diseñar una estrategia de prevención de fraude, muchas organizaciones pasan por alto a los usuarios, quienes resultan frustrados con métodos de prevención demasiado complejos.

5. Proyectarse a largo plazo

Muy a menudo durante tiempos de crisis, las empresas adoptan apresuradamente nuevos elementos como parte de su arsenal de prevención de fraude. Estas aceleradas decisiones no siempre son soluciones pensadas a futuro. Un diseño proactivo de estrategias anti-fraude es la base sobre la cual ocurrirán futuros desarrollos, especialmente durante los siguientes años de transformación digital cuando las transacciones online crezcan exponencialmente.

Vía: revistassumma.com

Lee también: CURSOS GRATUITOS DE DESARROLLO PERSONAL

Artículos Relacionados

comments