Consejos para evitar el hurto de información en tu empresa

¿Has instalados cercos de electricidad en tu oficina? ¿Has contratado servicio de vigilancia privada? ¿Y por qué no haces lo mismo con la información de tu empresa? Ya veo, apenas te acabas de percatar que no solo los objetos físicos de tu empresa pueden ser robados, sino también la información personal y de la empresa que tienes en tus computadoras (o ahora, en tu Smartphone). Si no sabes por dónde empezar, aquí te daremos algunas pistas:

  1. La información importante debe quedar en los papeles

¡No botes los archiveros! Uno nunca sabe lo que puede ocurrir con nuestra computadora. Un hacker podría terminar hurtando información vital de la empresa, o incluso, un virus dañino podría corromper todo nuestro software. Es bueno tener un respaldo físico para aquella información importante para la organización.

  1. Responder correos de contactos conocidos

Con la irrupción de Internet, es más el spam que nos llega a nuestras bandejas de correo que comunicación real. Instala filtros adecuados para esos correos no deseados. Y no respondas a correos desconocidos, sin importar que te ofrezcan un contrato extraordinario de por medio. Si todavía así consideras que es importante contestar ese correo desconocido, averigua antes el perfil de la empresa o la persona solicitante en las redes sociales o en Google.

  1. Usa diferentes contraseñas

¿Tienes la misma contraseña para iniciar sesión en tu computadora, para tu correo electrónico y tus redes sociales? Mal, muy mal. Imagínate que una de las páginas que sueles usar sea hackeada. El delincuente cibernético no solo tendrá acceso a tu contraseña en esa página, sino a todos tus accesos virtuales. No requiere de un gran esfuerzo, aunque sea cambia un número o una letra entre una contraseña y otra.

Suscríbete a nuestro boletín informativo


  1. Utiliza el almacenamiento en nube

Afortunadamente ya no tienes la necesidad de guardar todo en la memoria de tu computadora. Ya existen reconocidas webs que ofrecen almacenamiento en nube de forma gratuita o a bajo costo. No hay excusa de por medio, puedes abrir tu información desde cualquier ciudad del mundo sin ningún problema. Esto evita la pérdida o el robo de información a los que estamos en riesgo cuando trasladamos ésta en un USB o un dispositivo móvil.

  1. Tener más cuidado con lo que se comparte

Si vas a realizar transacciones electrónicas o vas a utilizar tu tarjeta de crédito, es mejor que lo hagas a través de tu computadora personal o en alguna de tu empresa. De forma análoga, únicamente debes abrir el correo de tu empresa desde una computadora instalada en la oficina. Quizás por olvido o por el talento mal utilizado de un hacker, la información de tu negocio puede caer en manos equivocadas. ¡Cuidado!

Artículos Relacionados

comments