4 claves para la seguridad de tus archivos PDF

4 claves para la seguridad de tus archivos PDF

El formato PDF se ha convertido en un estándar en el mundo de las empresas. Este formato de impresión (ya sea en pantalla) es capaz de ser leído en casi cualquier plataforma y porque un gran número de aplicaciones son capaces de trabajar en esta aplicación.

También se argumenta que PDF es uno de los formatos de archivo que más hace por salvaguardar nuestra seguridad y la privacidad de nuestros datos. Por eso, veamos algunas claves que nos pueden ayudar a mejorar la seguridad de nuestros datos.

1. Contraseñas y Claves públicas: Muchas empresas suelen “conformarse” con proteger sus archivos PDF con contraseña, aplicándolo a documentación sensible como por ejemplo, son las nóminas. Una forma más segura de proteger el documento es utilizando “Claves públicas” basadas en la gestión de identidades de la empresa, de modo que únicamente el receptor autorizado de un documento pueda tener acceso al mismo.

Suscríbete a nuestro boletín informativo




2. Protección anti-impresión: El hecho de que un documento esté protegido por una clave simple, no le impide de forma automática el poder ser impreso. Hoy en día, casi todas las impresoras modernas ofrecen un puerto USB desde el cual imprimir directamente un PDF y desde luego, una simple contraseña no va a impedir esta impresión. Si queremos añadir por lo tanto una capa de seguridad, deberemos especificar en el momento de creación del documento, que denegamos los permisos de impresión.

3. Dificultando la copia del contenido: Puede que nos interese que una documentación en PDF sea accesible para casi todo el mundo, pero a la vez puede que no nos interese que su contenido sea copiado y reproducido de forma sencilla. Podemos determinar que el usuario pueda leer el texto, pero no copiarlo y pegarlo. Es más, podemos determinar no sólo que no pueda imprimirlo, sino optar por una capa intermedia en la cual la impresión es posible pero sólo en calidad borrador. Por último también podemos impedir que el documento sea renombrado, copiado o guardado con otro formato.

4. La seguridad del PDF, en entredicho: Si alguien consigue abrir el documento siempre puede hacer capturas de pantalla a las que aplicar una herramienta OCR y existen incluso aplicaciones on-line cuyo objetivo es eliminar determinadas barreras de seguridad en estos archivos. No obstante, si actuamos con precaución, sin duda podremos mantener a raya a más del 90% de los “curiosos”.

Fuente: Muy Pymes

{fcomment}

comments

Autor entrada:

Deja un comentario